27 ene. 2012

La Experiencia del Cielo. LA OBRA DEL PADRE ZINON TEODOR.

El archimandrita Zinon es hoy el mas importante iconografo ruso, y su obra muestra por muchos aspectos la dirección en la cual se esta desarrollando la tradición iconográfica y el arte sacro en general.


 La biografia del artista refleja la época en la cual se encuentro para vivir. El padre Zinon, del siglo Vladimir Teodor, nace en Nikolaev en 1953. Vivió desde la infancia al interno de la iglesia, la abuela lo llevaba con ella a los oficios. Estudio en Odessa en un instituto de arte, en la sección de pintura. Propiamente aquí tuvo su primer encuentro con el icono y su primera experiencia de decoración de una iglesia, los artistas que trabajaban no conocían la técnica del icono, pero usaban el estilo pictórico de moda. El futuro iconografo se sentía cada vez mas atraído al icono canónico, finalmente decide estudiarlo a fondo, de hacerlo propio. Comenzó copiando iconos antiguos: mas raramente, cuando pudo, partiendo de los originales, en la mayoría de los casos utilizando reproducciones.  En Odessa, como en cualquier lugar en el sur, en aquellos años los iconos antiguos era una rareza, en las iglesias prácticamente no existían mas, y en los museos de provincia eran pobrísimos y todos iguales. En aquella época no existían maestros a los cuales consultar,  por esto un aspirante iconografo era forzado a redescubrir por si mismo, como autodidacta, la técnica del icono, los cánones, los procedimientos y todos los secretos del misterio. Pronto el padre Zinon debió darse cuenta que se podía ocupar seriamente de la iconografía, solo dedicándole toda su vida. En 1976 se hizo monje en la comunidad del monasterio de la Gruta de Pskov, dedicado a la dormición de la Virgen.

En este monasterio existía una cierta tradición iconográfica. El superior anterior, el archimandrita Alipij (muerto en 1975), antiguo estudiante de Marija Sokolova, era un gran experto que valoraba el arte, y tenia una esplendida colección de cuadros e iconos. El mismo era un iconografo, sus iconos y pinturas murales decoraban el monasterio. Se necesita reconocer que gracias al esfuerzo del archimandrita Alipij el monasterio de la Gruta de Pskov en los años soviéticos conservo un aspecto ordinario y floreciente, las vivas ornamentaciones del interior y del fascinante exterior de los edificios suscitaban el entusiasmo de los peregrinos, y sobre el fondo de la gris vida soviética el monasterio se presentaba como un milagro, como una fabula de la ciudad de Kitez que surge del agua. En este monasterio un iconografo podía encontrar un ambiente favorable a su trabajo.

Hechos sus votos monásticos, el padre Zinon obtiene la posibilidad de trabajar para la iglesia, y su obra fue muy apreciada por el superior y demandada cada vez mas. En 1979 el Patriarca Pimen lo llama a la Laura de la Trinidad de san Sergio. Aquí Zinon pinta el iconostasio de la capilla en la cripta de la catedral de la Dormición, otros y números iconos singulares. El patriarca Pimen, que era experto conocedor de la pintura antigua, apreciaba muchísimo los iconos del padre Zinon. En 1983, con la bendición del patriarca, a Zinon se le confía el encargo de colaborar y trabajar en la reconstrucción y decoración del monasterio de san Daniil (Daniel).

El iconografo continua trabajando también para el monasterio de la Gruta de Pskov, donde pinta el iconostasio de la iglesia de san Kornilij (1985), de la Protección sobre la iglesia de la Dormición (1990) y de los santos del monasterio de la Gruta sobre la colina (1989-1991). En 1988 el padre Zinon pinta para la antigua catedral de la Trinidad en Pskov el iconostasio de la iglesia inferior, dedicada a san Serafim de Sarov.
 
En 1994 a la iglesia ortodoxa rusa se le restituye el antiguo monasterio de la Transfiguración sobre Miroza en Pskov (a excepción de la antigua catedral del s. XII, que permanece sobre la tutela del Museo de arte cívico), a condición que este monasterio se constituya una escuela iconográfica. El padre Zinon asume la dirección de tal escuela, que comienza a desarrollarse con un cierto suceso, acogiendo iconografos de varias regiones de la Rusia y de todo el mundo. Junto al padre Zinon trabajaron algunos monjes y novicios que habían elegido la iconografía como vocación propia de servicio: hay quienes pintaban, quienes se ocupaban de la preparación de la tabla y así trabajaban. Los habitantes del monasterio no constituían solo una comunidad monástica, sino también una fraternidad de iconografos, un hecho sin precedentes en Rusia. Gradualmente, gracias al trabajo de los monjes, el monasterio que en el periodo soviético era derrumbado en completas ruinas, comenzó a renacer. En particular, se renueva la iglesia de san Estefano primer mártir “sobre el puerto” (1996), donde se celebra la liturgia. El padre Zinon crea al interior un original iconostasio de piedra y pinta la efigie del Salvador, de la Madre de Dios y de los santos en los medallones. En el arco de tres años, el monasterio de Miroza produjo un número considerable de iconos, decenas de iconografos toman cursos intensivos de pintura, la escuela iconográfica parece haber puesto raíces firmes y empezar a transformarse en un centro de renacimiento de la tradición iconográfica. Pero las cosas fueron diversas: al final del 1997 por voluntad del ordinario diocesano el padre Zinon e la comunidad son forzados a abandonar el monasterio y se transfieren a la villa Gverston, casi a los confines de la Estonia, donde viven y trabajan hasta hoy.

Finalmente en el periodo en el cual trabajaba en el monasterio de san Daniel, el archimandrita Zinon adquirió una larga notoriedad como uno de los mas importantes iconografos en Rusia, fue invitado por otros países: trabajando en Francia, en el monasterio del Nuevo Valaam en Finlandia, en el monasterio de la Exaltación de la Cruz en Chevetogne (Bélgica), tiene cursos de iconografía en Italia en la Escuela de Sériate.

Irina Jazykova
“Io Faccio Nuova Ogni Cosa”
L’icona nel XX secolo